<
>

¿Por qué los Potterheads cancelaron a J.K. Rowling, la autora de Harry Potter? – DeportesEnVivo


Sinceramente, nunca en mi vida había visto que un fandom le diera la espalda al creador de su saga/franquicia favorita de una manera tan rápida y visceral como le pasó a la autora de Harry Potter, J.K. Rowling. Y menos por cosas que aparentemente no tienen nada que ver con su creación, sino con su persona.

A estas alturas, creo que ya todos saben que Rowling está “cancelada” por sus comentarios transfóbicos. Y que a pesar de la opinión del público y sus fans, Warner Bros. la sigue considerando para otras creaciones del Mundo Mágico como es la próxima serie televisiva de Harry Potter en la plataforma streaming Max.

De hecho, esto se ha convertido en una guerra entre Potterheads y la autora. Y es que si bien hay algunos que han preferido ignorarla y seguir disfrutando de sus libros y películas del Mundo Mágico, hay otros que quieren deslindarla de su creación.

Crédito: Warner Bros.

¿Cuándo comenzó la cancelación a J.K. Rowling por parte de los fans?

Todo esto comenzó cuando el 6 de junio de 2020, Rowling compartió en Twitter un artículo que incluía en su título la frase “gente que menstrua”, y a ella no le pareció que erradicaran la palabra mujer para ser más incluyentes. Obviamente su tweet generó una respuesta negativa y procedió a escribir un hilo donde defendía su postura. Días después, publicó una entrada titulada TERF Wars (haciendo referencia a la rama del feminismo que excluye a las personas trans).

DEBES LEER:   'Avatar: The Last Airbender' Puts In A Monster Performance in Netflix Top 10s in Week 1
Crédito: Warner Bros. Pictures

Los Potterheads tenían razón en cancelar a J.K. Rowling

Sus publicaciones se volvieron cada vez más y más transfóbicas y los Potterheads no se quedaron callados. Primero, expresaron en redes su decepción con la autora y trataron de educarla. Algunos lamentaron haberse hecho tatuajes respecto a la saga. Y hubo otros que llamaron a la “muerte del autor”, que en otras palabras se refiere a que el texto no pertenece a quien lo escribe, sino al público.

Entonces, los Potterheads empezaron a sugerir que ahora se refirieran a otras personas como las creadoras del Mundo Mágico. Un tanto en tono de broma. Daniel Radcliffe, quien interpretó a Harry Potter en las ocho películas de Warner Bros., fue el primero en apoyar a la comunidad trans tras los comentarios de Rowling, y por eso algunos fans comenzaron a bromear que en realidad él era el creador del Mundo Mágico.

Por supuesto, los Potterheads tenían razón en enojarse con la autora, pues los libros que en un principio les parecían incluyentes, ahora no lo eran. Sobre todo cuando empezaron a analizar más a fondo la escritura de Rowling. Por ejemplo, notaron que algunos nombres que les había dado a sus personajes eran racistas/xenofóbicos como en el caso de Cho Chang o que los duendes que controlaban Gringotts, el único banco de los magos, eran una analogía a los judíos.

DEBES LEER:   Robert Pattinson es el verdadero artífice detrás de Oppenheimer – DeportesEnVivo
Crédito: Warner Bros.

J.K. Rowling fue denostada, maltratada y amenazada

Las cosas se pusieron pesadas en julio de 2021 cuando Rowling reveló que ya le habían llegado amenazas de muerte por parte de activistas trans. Y ojo, aunque no apoyo a Rowling, creo que la violencia no es la forma correcta de contrarrestar su discurso odio. Siento que la agarran más contra ella porque es mujer. Miren, hay otras celebridades que son hombres que han hecho cosas mucho peores/fuera de la ley y siguen siendo alabados por el público y la crítica (ahí te hablo, Roman Polansky).

El boycot hacia Rowling y su Mundo Mágico llegó igual al videojuego Hogwarts Legacy, el cual presentó al primer personaje trans de la franquicia, Sirona. Y si bien Rowling no tuvo nada que ver con la escritura del videojuego, sí recibe regalías por él. Por ello, los fans pedían no comprarlo de manera legal y mejor piratearlo.

Crédito: Warner Bros.

En resumen, creo que la pelea entre los potterheads y Rowling nunca se va a terminar, porque quieran o no, ella jamás venderá los derechos de su creación. Warner Bros. la necesita para seguir exprimiendo a la gallina de los huevos de oro. Y es que Harry Potter aún tiene un gran público, fans que prefieren separar el arte del autor o que concuerdan con las opiniones transfobicas de Rowling. En mi opinión, es difícil separar el arte del autor, sobre todo cuando el arte está muy influenciado por las ideas del autor. Son dos cosas que no se pueden separar sin comprometer tus ideales. Y pues sólo resta esperar si la serie de Max se ve afectada por esta pelea entre fandom y autora o no.

DEBES LEER:   Netflix Sets 'Vampires of Gem City' Documentary from Joshua Rofé



Etiquetas
Siguiente

Deja tu comentario